jueves, 31 de diciembre de 2009

Año nuevo vida nueva

En teoría, la lista de propósitos para el año que viene iba a ser común y las intenciones de Paciencia y Entusiasmo estaban llamadas a fundirse en un único post. A estas alturas Belén Esteban ya estará nerviosa, mi madre habrá finiquitado el diseño del menú y las niñas atestan las peluquerías. Y, nuestras buenas intenciones, continúan sin concretarse. Así que me lanzo en solitario. Ahí vooooy:
  1. Prometo no ceder a la inercia de los días y tomar nuevamente el mando de mi vida (Guau! Propósito trascendental...)
  2. Prometo escribir los millones de mails pendientes y prometo no agobiarme pensando cuántos mails debo.. puf!
  3. Prometo retomar con ilusión los teletipos o al menos esforzarme en ello.
  4. Prometo coger más el coche hasta evitar que cada vez que lo haga no asciendan a límites insospechados mis niveles de sudoración.
  5. Prometo ser más comprensiva con la gente que tiene un proyecto vital totalmente diferente al mío.
  6. Prometo tratar de borrar la mala sangre que me han contagiado ciertas actitudes y personas.
  7. Prometo destinar al menos un día al mes a excursiones bucólicas y divertidas.
  8. Prometo que intentaré lavar más a menudo la ropa para no tener que comprar casi semanalmente calcetines porque los centenares de pares que tengo están TODAVÍA sucios.
  9. Prometo planificarme como Dios manda.
  10. Prometo no dejar de hacer cosas por miedo al ridículo o por miedo sin más.
Me gustaría prometeros que voy a ahorrar, que voy a cuidarme, que seré buena, que abandonaré el alcohol y las noches de farra continua. Pero prometer eso sólo sería engañarme. Además, enero casi comienza con un viaje a Amsterdam lo cual me lleva a concluir que no sería creíble.

A 2010, le pido lo mismo que la alcaldesa de Gijón, que ye una gran paisana: "Salud, dinero y amor.... para quien lo quiera". Salud!

martes, 22 de diciembre de 2009

Es de bien nacidos...






Fríamente, 2009 ha sido horrible. Si alguien me preguntara cuál ha sido el peor día/momento de mi vida lo inscribiría sin dudar en el año que ya acaba. Si exigieran un decálogo, también. Pero 2009 se va y, mientras hago un balance, me sorprendo pensando que ha sido uno de los años más felices y divertidos que recuerdo.

Y de eso hay alguien que tiene la culpa: vosotros. Supongo que las cosas no son como son sino como uno las recuerda pero eso no me evita sentir un profundo agradecimiento por todas estas experiencias. Me habéis dado cariño a raudales, risas 'asgaya', borracheras en las que vomitar palabras y palabras...

Sé que no es real, no puede serlo, pero en caliente 2009 ha estado bien. Me llevo más madurez y más inseguridad, eso sí, me llevo nuevos amigos y la constatación de lo buenos que eran los que ya estaban (aunque no todos), me llevo ilusión, me llevo entusiasmo y hasta me llevo una alegría gijonesa ;-p

No me dejáis otro remedio que daros las gracias y me voy a permitir el lujo, a riesgo de quedar como una 'ñoña', de hacerlo poco a poco y uno a uno:


  • Gracias a IRENE por volver, en todos los sentidos del término
  • Gracias a CAROLINA, por recuperar los piques adolescentes y enseñarme un Llanes diferente
  • Gracias a AIDA, porque es Aida y sólo ese título ya la hace especial
  • Gracias a VANESSA, porque estando a miles de kilómetros es siempre casi casi la que más cerca está.

  • Gracias a AMALINA, porque conserva ese instinto de hermana mayor y porque no hay nadie con su paciencia mientras me como bordillos.
  • Gracias a SANTI, porque me ha devuelto mis noches del Campa y ha sido el descubrimiento del año.
  • Gracias a ANA (Fernández) porque sigo admirando su capacidad para ver únicamente la parte buena de las personas.
  • Gracias a EVA, cuyo novio en Valencia fue la excusa perfecta para unir planes

  • Gracias a ANITA (Salas), por que me flipa lo buena y rica que es conmigo.
  • Gracias a MICHEL, por que no hay nada mejor que recibir un abrazo suyo mientras dice en voz baja que soy como su hermana pequeña.
  • Gracias a ALE por que por fin descubrimos que entre Sotrondio y Oviedo no existe una distancia insalvable y que lo bueno no se deja sólo para el verano.
  • Gracias a ANDI, por que le quiero y me quiere y al final eso es lo importante



  • Gracias a LETI, por tantos cortes que salvaron mi economía en tiempos de hospitales y por ser una amiga
  • Gracias a MIGUEL, por lo mismo y por no mandarme a la mierda y confesarme que nuestras preocupaciones eran parecidas
  • Gracias a MARIO, que aún teniendo problemas mucho más graves y tristes atendió cada una de mis palabras y encima me confortó.
  • Gracias a MARCOS KIU que también ha tenido un añito peliagudo.

  • Gracias a RUL porque siempre está pendiente y aprovecha cada mínima fisura para ayudar y a JAIME casi por lo mismo.
  • Gracias, incluso, a CARLOS mi jefe por ser 'megracomprensivo' con ciertos asuntos.
  • Gracias a JAVI por interpretar que por resolver un par de acertijos era una chica inteligente y darme un lugar preferente en su agenda de teléfonos.
  • Gracias a ALEX porque nadie me había dicho nunca que soy femenina (la más femenina!) y porque sólo con ver su cara ya me entran ganas de reir


  • Gracias a CRIS que removió Roma con Santiago para que todo fuera más rápido y que es otra de esas personas buenas y sin dobleces (pero con carácter).
  • Grazie a LORENZA perche ogni volta che ritorno a Roma è como se non fossi mai partita.
  • Gracias a LAURA porque tras cinco años sin vernos nos vimos y es como si fuera ayer.
  • Gracias a FLORENTINO y JOSEFINA (mis caseros y vecinos) por permitir, sin rechistar, que Marcos Peña Royo 15, 2º se haya convertido en un centro social en el que jugar a la Wii, hacer botellones durante semana, organizar fiestas de Súperhéroes, ensayar coreografías Boolywoodienses y ser un albergue los fines de semana

Pero sobre todo y ante todo, gracias a mi PADRE por que sin su fuerza y sus agallas todas estas gracias no servirían absolutamente de nada. Y, gracias, también, a mi MADRE que en nada envidia a una de Almodóvar.

Hala, ya me he quedao a gusto! Y todo estos sin sostener una pesada estatua de Goya con la mano izquierda....

lunes, 21 de diciembre de 2009

jueves, 17 de diciembre de 2009

Cosas que (probabemente) sólo yo considero interesantes

Mi nueva vida universitaria es... bueno, como son todas las vidas universitarias, un poco delirante y sin sentido. Sólo que con (casi) diez años más que cuando empecé la primera vez lo que me hace menos inexperta, menos inocente y bastante más segura de lo que quiero sacar de la Facultad. ¿Es eso bueno o malo? Ya veremos.
Mis conclusiones provisionales y a priori de Comunicación Audiovisual son estas tres:
  1. Cuando los profesores no saben qué hacer o no tienen ganas de dar clase te ponen una peli o el capítulo de esta semana de CSI.
  2. La carrera se divide en asignaturas-perogrullada (como Narrativa Audiovisual) y asignaturas-ininteligibles (como Tecnología de los Medios Audiovisuales y las veinte páginas de apuntes sobre electricidad). Mi nuevo (y único) amigo Pepo (no es un nick) dice: "Esto es demasiado fácil, ¿no? Son obviedades". Según Funcionario: "Luego se quejarán de que haya paro. Una carrera en serio no puede ser tan divertida".
  3. Algunos de mis compañeros necesitan plantearse seriamente acudir a la consulta de un dermatólogo. Porque vamos a ver, ¿es normal que tengas la piel así a los 20 años? ¿No serás un quinceañero infiltrado? Otros necesitan urgentemente que alguien les explique que ya tendrán tiempo de quejarse cuando cobren 800 euros por trabajar doce horas.
Sobre el Master, bueno, eso ya es harina de otro costal. De momento, todas las asignaturas son absurdas. Pero las encuentro extrañamente interesantes -de una forma bastante friqui- y, para que negarlo, muy de mi estilo. Estas son las cosas que llevo aprendidas en las dos últimas semanas y que probablemente sólo me parezcan interesantes a mí:
  • "Algoritmos Evolutivos aplicados a la Recuperación de Información" es una asignatura real y no una parodia inventada por servidora.
  • Existe una página web dónde están almacenados los nombres de todas las Tesis realizadas en España desde 1976. ¿Para qué sirve? Pues su único fin conocido hasta el momento es saber que nadie ha hecho la tesis que tu quieres hacer. Sí, señor.
  • Si haces una tesis puedes publicarla, dar ponencias o convertirla en artículos pero NUNCA ganarás dinero con ella.
  • Cualquier libro anterior a 1957 es susceptible de formar parte del Patrimonio Nacional. (Bueno, no es exactamente así, pero si lo explico pierde la gracia).
  • Las universidades yanquis no consideran ciencia ninguna de las ramas de Humanidades y les da la risa con el concepto "Ciencias Sociales".
  • La palabra "gofre" no se refiere a un dulce (que, por cierto, huele mejor que sabe, como el café y el aliño del tabaco), sino a una técnica de ornamentación de los libros antiguos que consiste en humedecer la piel de las tapas y marcarla con hierros calientes (tipo marcar a una vaca).
  • Existe un reñidísimo (e inexplicablemente poco conocido) debate académico sobre si se deben considerar o no los códices medievales (manuscritos) como libros. No os soliviantéis, adeptos de una u otra postura, no hay que llegar a los bastonazos como si fueramos de esos cafres aficionados a la ópera italiana o a la wagneriana que se llegan a enzarzar en peleas a bastonazos. Vale, ultras del Oviedo y el del Sporting... si es que me hacéis bajar a un nivel que...
  • Para ser profesor de Universidad, el requisito indispensable es saber hacer presentaciones en Power Point.
Y esto es lo que ha dado de sí mi experiencia universitaria pre-Navideña. Lo próximo que os cuente, será desde Oviedo.

martes, 15 de diciembre de 2009

Nieve

Ayer, al igual que en otros puntos de la Península, también nevó en Oviedo. Es cierto que la nieve sólo cuajó en el Naranco y que ya se está derritiendo pero a mí me hizo mucha ilusión porque una, a pesar de haber nacido en el interior, ha vivido la mayor parte de su vida en territorio costero y, salvo granizadas muy fuertes, pocas veces puede disfrutar de un paisaje blanco al salir de casa.

La verdad es que llevo unos seis años viviendo en esta ciudad y creo que han sido pocos los inviernos en los que no nevó. Es más, de los cuatro años que estuve viviendo en Santiago, en uno de ellos la ciudad también se cubrió de blanco. Pero no, todavía no estoy acostumbrada, y pienso que, si el invierno es un coñazo por el frío y los días cortos, las nevadas hacen que esperar a que vuelvan la primavera y el verano, merezca la pena.

Pero si me ha gustado que nieve estos días es porque estamos muy cerca de la Navidad y, aunque parezca muy ñoña, eso de la ‘blanca Navidad’ siempre me ha hecho ilusión. Sólo tengo el recuerdo de haber vivido una Navidad con nieve, y fue un año, que nuestra familia decidió ir a pasar la Noche Buena con la familia de Madrid. Bueno, la comida de navidad de ese año fue un bochorno y si algún familiar mío lee este post, sabrá por qué. Pero ¡nevó! y fue muy bonito.

En definitiva, he vivido algún que otro invierno con nieve. Uno de ellos fue este, en el que yo tenía tres añitos y todavía vivía en Madrid. Ese mismo año mis padres decidirían trasladarse a Asturias pero para el recuerdo me queda este vídeo del que nos acordamos siempre mi hermano y yo cuando nieva. La verdad, no sé por qué todavía me gusta la nieve.

Nota: Los niños pijos somos mi hermano y yo. El ser cruel que graba, es nuestro padre.

video

domingo, 13 de diciembre de 2009

Básica y primitiva



Hoy me siento igual que uno de esos anfibios del principio

viernes, 11 de diciembre de 2009

Espíritu navideño, mi primer post emeritense

Lo que tiene mi nueva vida emeritense es que es muy tranquila, de una forma cálida y hogareña. Así que me da tiempo a desarrollar un espíritu navideño que incluye mi recién comprado mechero con un muñeco de nieve que lleva un gorro de Papá Noel.
Y hoy he llevado mi espíritu navideño al paroxismo. Vamos, que me he comprado un arbolito de plástico, con luces incluidas, y me he tirado la mitad de la mañana poniendo bolas, espumillón  y lazos.
Funcionario se negaba al principio. "Que no vamos a estar aquí por Navidad", "Que yo prefiero tener cuantas menos cosas mejor", "que blablablaba"... Pero finalmente... le gustó. ¿Cómo no le va a gustar tener un árbol de Navidad en el salón, una flor de Pascua en la mesa del comedor y una estrella de tela del Atleti colgada sobre la mirilla de la puerta?.
Al final, su conclusión fue esta: "Así parecemos gente divertida y todo".
En fin, estoy de demasiado buen humor como para ponerme cínica e ironizar sobre los adolescentes con los que voy a clase (sólo os adelanto que su referencia para vestir es el programa Fama, ese de Cuatro) y describir lo condenadamente feo que es Badajoz (no os podéis ni imaginar a qué grado de fealdad llega).

jueves, 3 de diciembre de 2009

Con un poco menos de Entusiasmo


Ya nos lo había advertido casi desde el momento en el que la conocimos pero no por eso duele menos. Entusiasmo, harta de su trabajo (aunque encantada con sus compañeros) y desesperada por no tener a un funcionario a su lado, decide abandonar tierras asturianas y marcharse a Extremadura. Y lo hará así, como ella nos ha demostrado que hace siempre las cosas, con decisión y esperamos que con un poco de penita.

Mañana sus compis de trabajo celebramos esta sabia decisión porque, como ya le hemos dicho muchas veces, ella vale mucho y es necesario, casi obligatorio, gente valiente que capaz de dar un puñetazo en la mesa y dejar claro que, el que no te valora, no te merece. Esto no quiere decir que no vayamos a notar su marcha. Todo lo contrario, estoy segura de hablar por todos cuando digo que, a partir del lunes, se notará un hueco muy grande en la redacción que sólo ella era capaz de llenar.

Pero, como no me quiero poner triste, creo que es el momento de recordar los buenos momentos que nos ha dado esta chica ‘todoterreno’. Entusiasmo apareció en mi vida, creo que un jueves del mes de junio. Recuerdo que acababa de llegar a la redacción tras una noche en la que apenas había dormido, me tocaba trabajar hasta las 10 de la noche y además se me había ocurrido la locura de ir a la piscina. Los jefes me hicieron pasar al despacho para presentármela. ¿Mi primera impresión? Una chica muy happy capaz de quedarse prendada por el vuelo de una mariposa o el ruido del mar. Bueno, creo que no estaba muy desencaminada, pero con el paso del tiempo he descubierto que, además de su sensibilidad, Entusiasmo goza de una gran inteligencia emocional y, sobre todo, mucho, pero que mucho, carácter.

Hicieron falta muy pocos días para que esta chica se fuese ganando a todo el mundo y lo hizo con su naturalidad y su sinceridad. Ovetense y oviedista, demostró ser toda una profesional entrevistando a crecidos y emocionados sportinguistas el día en que el club rojiblanco consiguió la permanencia, y lo hizo sólo con su simpatía y un móvil. Poco después le comprarían una cámara (un poco grande), un trípode, unos cascos (que lo suyo le costó)… pero no se deshizo del móvil para hacer un estupendo directo de la noche de San Juan. Y allí me tuvo la tía hasta las 02.00 de la mañana, je, je… esperando a que terminase de editar el vídeo mientras la limpiadora nos miraba de brazos cruzados y cara de pocos amigos. Eso sí, pudimos comprobar que hay jefes que no son humanos y, sobre todo, me llevó a tomar algo una noche que nunca sabrá cuánto lo necesitaba.

Poco a poco nos fue enseñando otras muchas cosas. Que tirar aviones de papel delante de una cámara puede ser divertidísimo. Que hacer el ridículo no es tan ridículo. Que hacer un vídeo de un delfín sin tener imágenes del delfín es posible. Que un borracho con un micro en la mano puede dar mucho juego. Que las cosas hay que decirlas claritas y como se sienten incluso a los jefes. Que “esta profesión es muy dura y hay que tener mucho equilibrio mental para poder sobrellevarla”. Que un cámara, un redactor, un montador y un locutor puede coger dentro de la misma persona. Que todos podemos ser superhéroes (o supervillanos). Y, sobre todo, que después de haberla conocido, está claro que esta vida te puede sorprender cuando menos te lo esperas.

Entusiasmo, te deseamos lo mejor y, como ya te he dicho muchas veces, que no te olvides nunca de nosotras. Ya eres un trocito nuestra y nunca nos desharemos de ti. Te voy a echar mucho de menos.